P O E S í A /// P O E S í A

//COMUNICACION SOCIAL //
//PERIODISMO // NUEVAS TECNOLOGIAS // ACTUALIDAD // CINE //
//ARTE Y DISEÑO // PUBLICIDAD//
//L I T E R A T U R A//

He naufragado en un mar de recuerdos.

Ante el futuro incierto, busco en el presente
al que soy. Hoy ya no es ayer.
G.D.

Estar ROTO DE AMOR, duele.

G.D.

jueves, 29 de julio de 2010

Reflexión


El tiempo que sea

¿Soy Paz?.
Si no puedo hallarla,
¿cómo podré darla?.

Me he propuesto, cada día,
un poco más de serenidad.
Serenidad en mi interior,
por el tiempo que sea.

Un minuto,
un segundo,
una hora.
El tiempo que sea.

Paz dentro de mí,
para comprenderme
y entender.
Aceptar y reaccionar,
sin herirme,
sin lastimar.

Un minuto,
un segundo,
una hora.
El tiempo que sea.

Viviré en Paz,
sin remordimientos,
ni recuerdos vacíos,
graves.

Me he propuesto ser Paz.
Dar y darme Paz.

Un minuto,
un segundo,
una hora.
El tiempo que sea.

Marzo de 2010 - GUSTAVO D´ORAZIO

4 comentarios:

Juan Carlos Ortega dijo...

Paz interior, serenidad, aceptación...

Me apunto a esta difícil filosofía. Al menos, proponérselo, como tú.

Una sonrisa.

chose dijo...

Una propuesta muy sensata.
Pero como dice Juan Carlos, difícil.

Un abrazo.

Lola dijo...

No hace mucho escuché decir que el ser humano libre no es aquel que actúa de acuerdo a sus emociones, es aquel que decide actuar de una manera según ha elegido, independientemente de cómo se sienta, y me parece que está muy relacionado con tu reflexión sobre la paz personal o, al menos, poder ser "libre" es un paso más para conseguir la paz interior que todos deseamos.
Saludos. Lola.

Tolhuin dijo...

Nada más coherente en estos tiempos que reflexionar acerca de la paz interior y proponerse actuar en favor de ello. Así como nos detenemos en pensar acerca de lo que creemos, de lo que podemos dar a los otros, etc,no hay nada como regalarse un minuto, una hora o lo que sea para uno mismo. Abrazos.